Eyaculación Precoz - Síntomas y Causas

La eyaculación representa la fase final del ciclo de respuesta sexual en el hombre. Se trata de un acto reflejo que se produce como resultado de estímulos sensitivos y gracias a la interacción de distintas vías del sistema nervioso, asociándose con lo que conocemos como el orgasmo. 

Aunque no existe una definición clara sobre la eyaculación precoz, podríamos definirla como la eyaculación antes de lo deseado, con mínima estimulación, y antes o poco después de la penetración, todo acompañado de la falta de control voluntario por parte del paciente. Además, cabe recalcar que esta situación causa una angustia en el paciente que llevará, si no se soluciona el problema, a evitar los momentos de intimidad de la pareja y las relaciones sexuales en general.

· Eyaculación Precoz Síntomas y Diagnóstico

Generalmente este trastorno será fácil de identificar para el paciente, sin embargo, tendrá diversas formas de presentarse, influyendo además en gran medida la frecuencia de aparición. Algunos de los siguientes síntomas podrían hacernos sospechar de tener un problema de eyaculación precoz:

  • Falta de control en la eyaculación, produciéndose antes de lo deseado. Es el síntoma más general y común en las diferentes formas de aparición de la eyaculación precoz.
  • Eyaculación antes de la penetración (con mínima estimulación, es decir, preliminar al coito).
  • Eyaculación al poco tiempo de la penetración (generalmente durante el primer minuto de coito).
  • La sintomatología podría aparecer de forma repentina por una causa concreta, o bien ser un problema de larga duración.
  • Malestar general o angustia respectivo al problema sexual.

 

Toda esta sintomatología debe ser estudiada por el médico en un contexto correcto, ya que a veces pueden darse episodios esporádicos de eyaculación precoz debidos al consumo de sustancias estupefacientes, la abstinencia sexual prolongada, o simplemente una estimulación sexual muy potente. Por tanto, la labor del médico será saber diferenciar entre episodios casuales normales y la sintomatología verdaderamente patológica. Para ello, se valdrá de ciertos criterios diagnósticos como:

  • Tiempo de desarrollo de los síntomas: servirá para distinguir entre el trastorno cuando aparece de forma repentina por alguna causa concreta (eyaculación precoz secundaria), o cuando se manifestó en el paciente desde el comienzo de sus relaciones sexuales (eyaculación precoz primaria).
  • Definir el tiempo de latencia eyaculatoria intravaginal: se trata del tiempo que transcurre desde la penetración hasta la eyaculación. Ayuda a precisar el grado de problemática en el paciente.
  • Definir el grado de control sobre la eyaculación: el mismo paciente debe deliberar en este aspecto, siendo algo muy subjetivo.
  • Evaluar el malestar generado por la situación, así como su impacto en la relación de pareja: es importante incluir en la entrevista médica también a la pareja del paciente, pues será de gran ayuda en el diagnóstico y también en el tratamiento.

· Eyaculación Precoz Causas

La eyaculación precoz se puede producir, principalmente, por dos tipos diferentes de causas. Estas causas pueden tener origen físico o psicológico.

· Causas Físicas

Existen ciertas situaciones que pueden favorecer o provocar de forma directa la eyaculación precoz, como pueden ser:

  • Factores genéticos: algunos pacientes poseen alteraciones genéticas que afectan a receptores de neurotransmisores involucrados en el proceso de la eyaculación como la serotonina, de forma que estos receptores se activarán con mayor facilidad.
  • Alteraciones hormonales: no se entienden totalmente los mecanismos involucrados, pero se observa que las hormonas tiroideas y las sexuales tienen un rol en la eyaculación.
  • Hipersensibilidad del glande: se trata de un trastorno presente en algunos pacientes, en los que existe una sensibilidad excesiva al contacto con el glande, lo que intensifica la excitación sexual y acelera los mecanismos que desencadenan la eyaculación.
  • Prostatitis crónica: estudios demuestra que existe mayor prevalencia de prostatitis crónica en aquellos pacientes diagnosticados de eyaculación precoz, en comparación con la población normal. Así mismo, el tiempo de latencia eyaculatoria aumenta en cuanto mejora la prostatitis gracias al tratamiento antibiótico.
  • Disfunción eréctil: también se ha demostrado mediante estudios epidemiológicos la correlación entre estos dos trastornos, de forma que padecer disfunción eréctil puede favorecer la aparición de la eyaculación precoz.

· Causas Psicológicas

Sin embargo, la causa mayoritaria de la eyaculación precoz tiene origen en problemas psicológicos. Esta importancia se manifiesta con el hecho de que hasta un 90% de los casos tienen origen psicológico. Algunas situaciones en el paciente que podrían llevar a dar lugar al trastorno son:

  • Depresión, ansiedad, inseguridad, estrés: estas circunstancias son las que más comúnmente causan la eyaculación precoz. Su mecanismo se basa en las variaciones en la concentración de neurotransmisores como la serotonina que se producen dentro de los circuitos cerebrales, los cuales intervienen en el control de las emociones, de forma que su disminución puede afectar a la moral del individuo. Un caso bastante frecuente es la ansiedad que provoca el acto sexual en adolescentes o personas inexpertas en el ámbito sexual.
  • Problemas de imagen corporal: suele estar asociado a la baja autoestima.
  • Problemas de pareja: a veces los problemas de eyaculación precoz se dan con alguna persona concreta. Esto suele tener relación con una problemática con la otra persona, por lo que deberá ser estudiado por un psicólogo o psicoterapeuta de pareja.
  • Abstinencia sexual prolongada: mantenerse mucho tiempo sin mantener relaciones sexuales puede conllevar un “aumento” de las ganas y provocar eyaculaciones más rápidas. Esto es una situación normal y debería desaparecer al retomar una actividad sexual regular, en cambio habría que prestar más atención en el caso de mantenerse en el tiempo el problema.

· Tratamientos Eficaces para la Eyaculación Precoz

El tratamiento se centrará en resolver la causa detrás del problema, por lo que podrá dirigirse más hacia la psique del paciente, o bien concentrarse en el ámbito físico.

El tratamiento psicológico es el más importante en la mayoría de los casos. La terapia sexual conductual trata de acostumbrar al paciente a una situación sexual e intentar normalizarla, para que el acto sexual deje de ser un desafío para él. De esta forma se buscará mejorar habilidades físico-mentales y así vencer el problema. También existen ejercicios para la eyaculación precoz, dirigidos a controlar las emociones durante la excitación o el acto sexual. 

En cambio, el tratamiento farmacológico es una opción con muy buenos resultados que además se observan a corto plazo, aunque no siempre resuelve el problema psicológico de fondo. Entre los medicamentos usados encontramos los antidepresivos orales, que generalmente buscan devolver las concentraciones de los neurotransmisores implicados (como la serotonina) a sus niveles normales. Sin embargo, otro tratamiento muy recomendable es la aplicación tópica sobre el pene de anestésicos en forma de crema, lo cual se realiza apenas 5 minutos antes de el acto sexual y disminuye en gran medida la sensibilidad en el glande, disminuyendo a su vez la respuesta eyaculatoria.

Otro tipo muy interesante de tratamiento es el fortalecimiento de los músculos del suelo pélvico, los cuales se encargan de detener la micción y dificultar la eyaculación. En los pacientes con eyaculación precoz esta musculatura podría estar debilitada y permitir fácilmente el paso del semen por la uretra, por lo que el médico podría mandar entrenar el suelo pélvico mediante ejercicios concretos (generalmente basados en el control de la micción).

Aunque hablemos de diferentes tipos de tratamientos, hay que destacar que estos no son excluyentes. Está totalmente indicado combinar el uso de fármacos con el asesoramiento psicológico, y a su vez con la práctica diaria de ejercicios dedicados a fortalecer el suelo pélvico.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies